Llega a las librerías “Stuka” de Carlos Fidalgo, sobre la identidad sexual y la violencia que sufren las mujeres en los conflictos armados

Stuka es la nueva novela del bembibrense Carlos Fidalgo, que acaba de llegar a las librerías. Un libro que parte con un importante reconocimiento previo a su publicación, al haber obtenido el premio Letras del Mediterráneo 2020 de Novela Histórica.

Estamos ante una novela de ficción que transcurre en un tiempo y un escenario claramente reconocible, donde se mezclan personajes reales como el atleta Jesse Owens, la reportera Clare Holligworth (que adelantó la invasión de Polonia), el escritor Thomas Wolfe, los ases de la aviación Ernst Udet y Hans-Ulrich Rudel, o el mismísimo Adolf Hitler, con otros personajes fruto de la imaginación del autor.

Pero Stuka es algo más que la historia de un avión de aspecto siniestro y de las personas que lo crearon. La identidad sexual y la violencia que se ejerce contra las mujeres en tiempo de guerra son el latido de fondo de una novela que se mueve entre el esplendor de los Juegos Olímpicos que encumbraron a Jesse Owens y las noches canallas de los cabarets de Berlín. Y entre el horror de los bombardeos de la Legión Cóndor en los pueblos del Alto Maestrazgo y el hundimiento de la capital del Tercer Reich, cercada por el Ejército Rojo en los últimos días de la Segunda Guerra Mundial.

Un avión siniestro. Capaz de lanzarse en picado y remontar el vuelo después de soltar una bomba.
Un piloto nazi convencido, con dudas sobre su identidad sexual en un régimen que castiga cualquier desviación, que lo foguea en los cielos de Castellón, durante la Guerra Civil española, y en las llanuras de Ucrania, en el momento de la retirada alemana del Frente Ruso.
Una mujer desparecida en Berlín de los últimos cabarets, el verano de los Juegos Olímpicos en los que Jesse Owens destrozó el mito de la raza aria.
Una adolescente evacuada de Madrid y refugiada en un pueblo de Alto Maestrazgo.
Y una trabajadora extranjera, semiesclavizada en una fábrica de aviones, que deambula por la capital del Tercer Reich, cercada por el Ejército Rojo y bombardeada por los aliados, en los días del derrumbamiento.

Stuka es la tercera novela del escritor y periodista Carlos Fidalgo, ambientada en Berlín y Castellón, con un epílogo que narra la despedida de la Legión Cóndor en León. Parece la historia de una máquina de matar, un avión con alas de gaviota invertida que se dejaba caer en picado, y de la huella que dejó en dos guerras. Pero el tema de fondo es la identidad sexual y la violencia que sufren las mujeres durante los conflictos armados.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

También podría interesarte