A CIENCIA CIERTA / GPS, coordenadas, deslindes de fincas y otros detalles (y II). La precisión en las medidas es la clave

La primera lección del libro de física del sexto curso de bachillerato, que yo estudié hace casi 50 años, explicaba el problema de los errores, que por norma general se cometen en toda operación de medida. No presté mucha atención al tema ( un claro error por mi parte); pero tiene una enorme importancia. Una medida es correcta, si es aproximada a la realidad de modo aceptable o suficiente. Pero una medida aceptable o correcta no es una medida rigurosamente y a todos los efectos coincidente con la realidad. Una medida exacta o aceptable a ciertos efectos puede no serlo a otros. Esta es la cuestión.

En el caso de medidas de fincas, tiene mucha más importancia este asunto de la que parece. En las fichas del Catastro de los años 50 del siglo pasado se indican los metros cuadrados de una finca dando una cifra concreta; pero eso no significa que esa cifra sea rigurosamente exacta como piensan muchas personas, diciendo que “los metros (cifras concretas) que indican las fichas catastrales son los que debe haber, ni uno más ni uno menos”. Hace ya varias décadas yo vi motivos razonables, para afirmar que los datos del Catastro de los años 50, eran sólo válidos a ciertos efectos ( cobro de impuestos por ejemplo); pero que la medida de cada una de las fincas con precisión de más o menos un metro era falsa, por norma general.

El análisis concreto de este tema, podría dar pie a varios artículos como este y quizá algún día me anime a hacerlo con más rigor y profundidad de lo que ya en cualquier caso he hecho y publicado. No obstante ahora vamos a lo que vamos. A la situación actual.

Hoy en día con las modernas tecnologías, es muy fácil obtener (a través de la Red) un listado de coordenadas de todas las esquinas de una finca. Esta relación numérica señala en metros ( y con dos decimales) la posición de cada esquina. Esto supone definir esa esquina o término con exactitud de más o menos ¡¡solo un centímetro¡¡ A partir de esas cifras podemos calcular la longitud de todos y cada uno de los lados de una finca con exactitud de más o menos un centímetro y asimismo calcular la superficie de la finca en metros cuadrados y con sólo dos cifras decimales. Ver imagen adjunta. Esto supone sólo una indeterminación de 0,01 metros cuadrados, es decir un decímetro cuadrado, o lo que es lo mismo 100 centímetros cuadrados. Vamos que menos de la superficie de una mano extendida. El gran problema es que esas coordenadas en la inmensa mayoría de los casos y como dije en el anterior artículo, no corresponden a las esquinas reales de las fincas, si no a las que figuran dibujadas en las ortofotos de la Sede Electrónica del Catastro (SEC) y que en general están desplazadas de la realidad a veces más de un metro. Es algo que ve cualquiera a simple vista, sólo con mirar a la vez la fotografía del terreno y los deslindes dibujados. La nitidez de las fotos actuales de la SEC permite ver perfectamente las paredes de las fincas y como los deslindes están en general desplazados.

En consecuencia esos listados de coordenadas hay que corregirlos y para muchas personas con cierta idea de lo que son las coordenadas, es sencillo hacerlo solamente analizando las imágenes de la SEC. Ahora bien con esta corrección lo que podemos es hacer una aproximación a la realidad, que puede tener una indeterminación no de sólo un centímetro si no de al menos 50 es decir medio metro. Aun cuando sobre la pantalla del ordenador dibujemos una fina línea, coincidiendo con la traza de las paredes de una finca, lo que en realidad estaremos marcando, es una banda de terreno que vista sobre el terreno (valga la redundancia) va a tener varios centímetros de anchura. Quizá unos 50. A muchos efectos prácticos yo pienso que es más que suficiente, sobre todo si la finca está bien delimitada sobre el terreno.

Si además medimos sobre el terreno con mucho cuidado y con cinta métrica todos los lados de la finca y si mediante otras operaciones más o menos difíciles calculamos la extensión de la finca sólo usando una cinta métrica podremos con mucha suerte y trabajando con mucho cuidado saber las longitudes de los lados de una finca con precisión de más o menos un centímetro y su superficie con precisión de más o menos un decímetro cuadrado. En una finca de pocos lados y de poca extensión (menos de 100 metros cuadrados por ejemplo) ello es relativamente fácil, pero en otros casos prácticamente imposible. Con todos estos datos y dibujando además la finca sobre ortofotos de la SEC, los técnicos del Catastro pueden hacer un listado de coordenadas, que aunque no sean con el rigor de sólo un centímetro de indeterminación sean aceptables. No obstante, a lo peor los técnicos del Catastro dicen que las coordenadas que quieren son más precisas y entonces no habrá mas remedio que recurrir a una empresa o a un profesional de la topografía que tenga conocimientos y sobre todo utensilios de media adecuados. Un teléfono móvil de los que casi todos usamos que da las coordenadas no es suficiente,…al menos por ahora.

Según mi amigo Rafael Carrique, los teléfonos móviles actuales dan precisiones del orden de varios metros y todos ello debido a que aunque los datos los obtiene directamente de los satélites del sistema GPS (algo que yo tenía en duda); se captan muchos más satélites que hace algunos años y hay además otras tecnologías que hace escasos años no había. Incluso ya hay aplicaciones que permiten afinar muchos más con el móvil, del orden de más o menos 50 centímetros, pero son aplicaciones de pago. No conozco detalles de estas aplicaciones y por tanto lo único que puedo señalar es que quizá (sólo quizá) además de apoyarse en los datos de los satélites; se apoyen en algún elemento fijo en tierra. En cualquier caso si tenemos en cuenta que los satélites GPS están girando en torno a la Tierra a una velocidad de unos 3,88 kilómetros por segundo y a una altura de más de 20.000 kilómetros; una precisión de algunos metros de los móviles es algo realmente prodigioso. Me recuerda a algún artículo que leí sobre como calcular , desde la Tierra la posición de naves espaciales enviadas a planetas lejanos.
De aquí a varios años vista ,…quien sabe . Quizá los teléfonos móviles nos puedan dar de forma gratuita las coordenadas de un punto, con precisión de más o menos solo un centímetro. Por tanto quizá si no es absolutamente imperativo delimitar matemáticamente (coordenadas con expresión numérica) una finca, lo mejor sea esperar o hacer una delimitación sólo de modo grafico sin dar dato alguno de coordenadas. Las ortofotos de la SEC ya está referidas a un sistema de coordenadas (georreferenciadas).

Al final resulta que todo se reduce a elegir la precisión que necesitamos en las medidas. Si se trata por ejemplo de desbrozar una finca y su entorno una indeterminación de más de un metro puede ser perfectamente aceptable. Si se trata de cerrar una finca con una pared de hormigón el asunto es diferente. Podemos cometer errores que luego sean muy difíciles de minimizar.

Rogelio Meléndez Tercero

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

También podría interesarte