Encantamiento y desencantamiento: Amable Arias regresa al café de Mero

La Confitería Ferrero – Café de Mero, se llenó por completo para la presentación del quinto libro del pintor y también escritor Amable Arias Encantamiento y desencantamiento. Fue una presentación muy especial, cargada de emotividad. El espíritu de Amable Arias regresó al Café de Mero, donde pasó muchas horas felices de tertulias entre amigos. Y sus paredes, decoradas con láminas de Touluse Lautrec, lucieron esta vez también las pinturas de Amable Arias.

 

Encantamiento y desencantamiento, escrito en los últimos años de la década de los 70, es “un compendio de poemas amétricos y rompedores, de vértigo encanto y desencanto como la vida misma; ramalazos denunciadores del hombre terco y disidente, y también tierno, que resiste y se revela con ironía contra un vivir tantas veces sembrado de falsedad, injusticia y poder devorador”. Así lo define de manera magistral Jovino Andina, gran conocedor de su obra, que ejerció en esta ocasión como maestro de ceremonias.

Pero el momento más entrañable llegó con la intervención de Merce Balín, Merce Castellanos hija de Peporrines y Nisio Cueto, amigos de Amable que recordaron algunas anécdotas y momentos de su vida para hacer un pequeño retrato de su personalidad… inquieto, curioso, jovial, crítico, inconformista y adelantado a su tiempo. A ellos se sumaron José Manuel Martínez y Montse Ferrero, quien recordó cómo le acompañaba en numerosas ocasiones para llevarle el maletín con las pinturas; y mostró un retrato al óleo, regalo de Maru Rizo, que le había hecho Amable.

13

15

Maru Rizo, compañera de Amable Arias, estuvo muy presente a lo largo de la tarde. Todos coincidieron en destacar la importancia que Maru ha tenido en la obra de Amable y en su difusión. “Existe un antes y un después de Maru Rizo en Amable Arias”.

La presentación del libro se completó con la intervención de Héctor Escobar, editor del libro; el poeta Jorge Carbalho, que leyó algunos poemas de Amable; y Jesús Palmero, comisario de la gran exposición sobre Amable Arias que está programada para el mes de febrero, con tres sedes, el Musac, el Instituto Leonés de Cultura y La Casa de las Culturas de Bembibre.

Y por la noche soñé
mientras rascaba el techo con la uña larga del pie
derecho
en que no había fronteras, ni naciones.
Los sueños nocturnos son más lógicos que los sueños
diurnos.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

También podría interesarte