El PSOE cuestiona la tramitación de la estación de autobuses sin aportación de la Junta

Transcripción literal del comunicado del Grupo Municipal Socialista

Otero acaba de adjudicar el proyecto técnico de la estación de autobuses y anuncia que empezará la obra en enero con 600.000 € de inversión de fondos propios.

Nos parece una tomadura de pelo y un fraude a las expectativas de la gente que una actuación de la que se beneficia todo el Bierzo Alto se haga recaer única y exclusivamente sobre los bolsillos de los ciudadanos de Bembibre, sin aportación alguna del órgano de la Junta de Castilla y León que tiene las competencias de transporte en la comunidad autónoma y está obligado a subvencionar la construcción de una infraestructura de este tipo.

Y nos parece mucho peor cuando Otero se postulaba para alcalde de Bembibre a base de presumir que él sí sabía dónde estaban las llaves que abrían las puertas del dinero de la Junta. Pues ya lo hemos visto: ni un euro de inversiones para Bembibre en todo el mandato electoral y ahora le perdona que se vaya de rositas en uno de los proyectos que ineludiblemente la Junta tiene el deber de afrontar. Lo van a afrontar a su pesar, eso sí, todos los vecinos de Bembibre, privándose de iluminación y limpieza en las calles y los parques, del mantenimiento de sus necesidades más básicas y, en general, de todo tipo de realizaciones que mejoren su calidad de vida.

Mucho más grave y una auténtica golfada nos parece que, después de tres años y pico de inactividad, a Otero se le ocurra abordar esta obra inmediatamente antes de las próximas elecciones municipales. Otero es consciente de que no tiene ningún logro que presentar a los ciudadanos de Bembibre y ahora pretende promocionarse a su costa, es decir, haciéndoles pagar la estación de autobuses para que esta disimule y maquille su nefasta gestión municipal. Una maniobra tan burda se ve a la legua y sin duda se volverá contra quien la realiza.

Ya está bien de barullos, de populismos, de promesas incumplidas y de mentiras para querer aparentar lo que no se hace. Ya está bien de metérsela doblada a la gente para querer aparecer como un artista de las finanzas. Otero nunca soñó con llegar tan alto, ni Bembibre con caer tan bajo.

 

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en pinterest
Pinterest
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

También podría interesarte