(2-2) El Bembibre remonta dos goles al Becerril y rompe una racha de seis derrotas consecutivas

En el fútbol, como en todas las cosas de la vida, tener suerte siempre es importante, y el Atlético Bembibre, al que esta temporada le había sido muy esquiva, encontró ese poco de fortuna que necesitaba frente al Becerril. Pero la suerte no viene sola, hay que buscarla, y los bercianos corrieron, pelearon y dieron todo lo que tenían para remontar un partido que se les había puesto muy pronto cuesta arriba.

No se había cumplido el primer minuto de juego cuando David recogió un balón suelto en la frontal y, con tiempo para pensar, lo colocaba en la escuadra, lejos del alcance de Ivanildo. Un jarro de agua fría ante el que los bercianos intentaban reaccionar, pero lo hacían a base de balones largos que la defensa palentina conseguía rechazar sin muchos problemas, por lo que Sevi permanecía inédito.

El partido se igualó y transcurría muy plano, sin peligro en las áreas, hasta que Kuko cogió el balón en la banda derecha y, tras dejar atrás a su marcador, puso un centro perfecto para David que, completamente solo dentro del área, anotaba el segundo, que parecía definitivo.

El Bembibre se retiraba al descanso con el partido muy cuesta arriba, y dos goles de desventaja parecían insalvables para un equipo que había anotado tan solo cuatro tantos en once jornadas. Pero la charla de Adrián Benavides debió de surtir efecto. “Podemos bajar la cabeza y reprocharnos todo, o buscar soluciones, intentar mejorar y transmitir a la gente”. Y se buscaron soluciones, con un sistema que hizo mejorar al equipo, los jugadores nunca bajaron los brazos… y transmitieron a la gente, que acabó aplaudiéndoles y reconociendo su esfuerzo.

Héctor entró en el centro de la defensa y desplazó a Espi al lateral, favoreciendo la salida del balón. Más tarde Xavi Barrio se descolgó del ataque a la línea medular, donde es más efectivo y, aunque el equipo seguía siendo romo dentro del área, las llegadas eran más frecuentes y con mayor peligro.

Recortó diferencias Espi con un potente disparo desde 30 metros. Sevi no estuvo fino, puso las manos blandas y el balón se le escapó por encima al fondo de la red. Era el minuto 50 y todo era posible.

El Bembibre, siguiendo el consejo de su entrenador, no se rindió. Casi siempre con más corazón que cabeza, y ahora con mayor intensidad, acabó encerrando al Becerril en su campo. En la última jugada del partido, un saque de esquina en el minuto 95, acabó llegando el gol del empate. Les había dicho Benavides durante la semana “si no podamos meter gol hay que hacer que lo meta el contrario o la gente, da igual, lo meta quien lo meta, o meter al portero para adentro”. Lo metió Riki en su propia portería, pero como decía Benavides, da igual, lo meta quien lo meta.

El Bembibre vuelve a sumar, solo un punto, pero lo hace después de remontar dos goles en este partido y de seis derrotas consecutivas. Hay muchas cosas que mejorar, pero es un primer paso. El siguiente será más complicado, el próximo sábado en Astorga, ante un equipo que aspira a jugar la fase de ascenso.

 

El equipo de Asprona también quiso mostrar su apoyo a Ministro

Los mensajes de apoyo y cariño hacia Fernando Ministro no dejan de llegar. El técnico rojiblanco entrena también al equipo de fútbol sala de Asprona, y acudieron a la Devesa para transmitir al que es su entrenador todo su cariño, con el apoyo de la grada “Fuerza Minis”.

 

 

Más fotos del partido

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

También podría interesarte