¿Por qué es importante que tus hijos hablen más de un idioma?

Hoy en día, es muy frecuente que nos relacionemos con personas de otras partes del mundo. Ya sea pensando en el entorno laboral o personal, conocer un segundo idioma desde la infancia abrirá muchas puertas a tus hijos. Por ese motivo, son cada vez más los padres que apuestan por ofrecer una educación multilingüe a los más pequeños.

La importancia de hablar un segundo idioma desde la infancia

El cerebro de los niños es como una esponja, ya que en la infancia aprendemos cualquier cosa con una rapidez muy superior a la que tenemos de adultos. Por este motivo, quienes crecen en un entorno multilingüe incorporan todos los idiomas a un mismo nivel. Esto significa que no tienen un proceso de diferenciación muy marcado, y que su mente no reacciona al intento de hablar una lengua no materna como algo que supone un esfuerzo adicional.

Sin embargo, los padres que quieren enseñar a sus hijos a hablar más de un idioma desde la infancia, tienen que entender qué implica esto. Los niños y las niñas pueden aprender más de una lengua de forma paralela, pero en ningún caso se les debe forzar a que las dominen todas al mismo nivel. De hecho, este aprendizaje debe verse como algo natural y presente en su día a día, no como una obligación o tarea que deben cumplir. Tampoco debes preocuparte si tus hijos empiezan a mezclar lenguas al hablar: es un fenómeno normal y positivo, debido precisamente al hecho que ellos no hacen distinciones entre el idioma principal y los secundarios.

Métodos para ayudar a tus hijos con su segundo idioma

Las nuevas tecnologías han hecho que, actualmente, sea más sencillo que nunca enseñar un segundo idioma a los más pequeños. Para que puedan aprender mientras se divierten, encuentra sus dibujos animados favoritos en otra lengua, y ayúdalos a repetir los diálogos. También puedes hacer lo mismo con los libros o los vídeos que ven en las redes sociales. Aunque los más pequeños necesitarán que al principio estemos con ellos, ayudándoles a entender el contenido, verás como muy pronto empezarán a vincular el significado que tiene cada palabra en varios idiomas.

Otra opción muy recomendada es apostar por las plataformas online para aprender idiomas extranjeros, como es el caso de Babbel. Esta web propone una gran cantidad de actividades lingüísticas para todas las edades, como por ejemplo los ejercicios para aprender a conjugar verbos en francés. Lo único que necesitas es configurar el idioma que se va a estudiar y su nivel, y la página pone a tu alcance una infinita cantidad de lecciones online.

Beneficios del aprendizaje de un segundo idioma

Son muchos los beneficios del aprendizaje de un segundo idioma desde la infancia. El más notable es la naturalidad que los niños experimentan, que les permite utilizar varias lenguas a largo plazo con la misma facilidad con la que recurren a la lengua materna. Los niños y las niñas que crecen en un entorno multilingüe, además, pueden seguir incorporando nuevos idiomas durante la edad adulta con una facilidad superior a la de quienes no han disfrutado de esta educación de pequeños.

Otro de los beneficios es la posibilidad de relacionarse con personas de todo el mundo, así como el de tener más oportunidades laborales. Esto se debe a que prácticamente todos los trabajos buscan a empleados que puedan tratar con clientes a nivel internacional. Por otra parte, los niños que manejan varios idiomas mantienen su cerebro y su memoria más activos. De esta forma, desarrollan una mejor capacidad de concentrarse en cualquier tarea, además de grandes capacidades lógicas, una buena creatividad y una mayor facilidad para comprender varios estímulos al mismo tiempo.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

También podría interesarte